¿Se esta invirtiendo el campo magnético solar?

A pesar de las catastróficas predicciones del máximo solar en 2012, coincidente con el “seguro” fin de mundo, finalmente el máximo se va a producir  un año después, a fines de 2013.

Por suerte nuestra estrella esta cumpliendo su comportamiento habitual, y por ello, algo grande está a punto de suceder en el Sol. De acuerdo con las mediciones de los observatorios de la NASA, el vasto campo magnético del Sol está a punto de invertirse. Esto es algo normal, cuando Febo llega a su máximo de actividad.

“Parece que estamos a no más de 3 a 4 meses de una inversión total del campo (noviembre/diciembre de 2013)”, dice el físico solar Todd Hoeksema de la Universidad de Stanford. “Este cambio tendrá un efecto dominó en todo el Sistema Solar.”

¿Es para preocuparse?

El Sol cambia la polaridad de su campo magnético aproximadamente cada 11 años. Es algo normal. Sucede en la cima de cada ciclo solar. La inversión que viene marcará el punto medio del ciclo solar 24 (el ciclo actual).

Claramente ha ocurrido antes y nada grave se ha sentido en nuestro planeta.

Hoeksema es el director del Observatorio Solar Wilcox de Stanford, uno de los pocos observatorios en el mundo que vigilan el campo magnético solar.

Observatorio Solar Wilcox.
El observatorio Wilcox ha estado siguiendo el magnetismo de nuestro Sol desde 1976, y en ese periodo ha registrado tres grandes inversiones- y ahora viene el cuarto cambio.

El físico solar Phil Scherrer, también en Stanford, describe lo que ocurre: “El campo magnético polar del Sol se debilita, toma el valor cero y a continuación, toma la polaridad opuesta. Esto es una parte normal del ciclo solar.”

El campo magnético solar durante el mínimo de actividad de 1996. Están perfectamente divididos los dos hemisferios. Datos del Wilcox.
El campo magnético solar en mayo de 2013. Se está invirtiendo lentamente, al acercarse al máximo.

La reversión del campo magnético del Sol es, literalmente, un gran evento.

El dominio de la influencia magnética del Sol (también conocida como la “heliosfera”) se extiende miles de millones de kilómetros más allá de Plutón. Los cambios en la polaridad del campo son detectados por las sondas Voyager, en el umbral del espacio interestelar.

Durante inversiones del campo, este se hace muy ondulado. Scherrer compara a las ondulaciones en las costuras de una pelota de béisbol. Como la Tierra gira alrededor del Sol, nos sumergimos dentro y fuera del campo actual. Las transiciones de un lado a otro puede generar “tormentas espaciales” alrededor de nuestro planeta.

Ademas esta inversión hace que los rayos cósmicos puedan llegar mas fácilmente a nuestro planeta. 

¿Que son los rayos cósmicos?
Son partículas de alta energía aceleradas a casi la velocidad de la luz por explosiones de supernovas y otros eventos violentos en la galaxia. Los rayos cósmicos son un peligro para los astronautas y sondas espaciales, y algunos investigadores dicen que podrían afectar a la nubosidad y el clima de la Tierra. 
Concepción artística del campo magnético extendiéndose desde el Sol, a 400 km/seg. promedio. Tarda unas 3 semanas en llegar hasta Júpiter.
Al acercarse la inversión del campo, los datos de Wilcox muestran que los dos hemisferios del Sol están fuera de sincronía.

“El polo norte del Sol ha cambiado de signo, mientras que el polo sur se apresura a ponerse al día”, dice Scherrer. “Pronto, sin embargo, ambos polos se invierten, y a partir de ese momento se determina que llegamos al final del máximo de actividad Solar.”
Puedes ver el video siguiente de NASA explicando todo esto (en ingles).